MyBalans. Cuerpo, Mente y Presencia

Me derrumbo

El día era gris, entraba poca luz por los grandes ventanales de la sala. Los cuerpos se movían por el suelo serenos, en silencio, explorando desde dentro con la curiosidad de un niño pequeño. Se respiraba un ambiente calmado y amable. Un silencio cómodo, de esos de estar por casa en zapatillas y batín.
Y allí, trabajando en su espalda y moviendo sus brazos; rodeada de gente y ensimismada en su mundo, se derrumbó.
Dijo: NO SÉ.
Y esas palabras fueron el desencadenante de una historia escondida en su cuerpo. Una historia donde “el no saber” se vivió con miedo. En ese momento se hizo consciente y un dolor enterrado recorrió cada poro de su piel y abandonó su cuerpo. El miedo salió a la luz en forma de llanto. Lo había conseguido, se había liberado. Los demás participantes se incomodaron ante una reacción tan visceral. Entregarse al trabajo de consciencia corporal implica una valentía extra. Un permitirse sentir lo que salga.
 
No es fácil dejarse sentir, pero cuando atraviesas el desierto todo cambia.
Después de un tiempo las aguas volvieron a su cauce. Pero ella ya no era la misma. Sonrió agradecida y su mirada era diferente. Como quien gana una batalla y se siente liberado, su cuerpo estaba cansado y libre.
 
Quizá, derrumbarse sea el camino a la transformación.
Quizá, las ruinas son un regalo.
-*
***
– ¿Cuantas veces bloqueamos nuestros sentimientos por miedo?
– ¿Cuantas veces evitamos derrumbarnos por no saber qué va a pasar?
Nos da miedo el cambio pero el cambio es el camino para avanzar y seguir creciendo.

***
Ella se derrumbó y hoy sigue creciendo con menos peso en su espalda.
cropped-Laura-Monfort1.jpg

Laura Monfort. Licenciada en Psicología, especialista en técnicas corporales. En mis cursos y talleres te ayudo a liberar el cuerpo de tensiones, relajar la mente y despertar los sentidos. ¿Te vienes a un mundo de crecimiento, relax y bienestar? Apúntate la newsletter para recibir vídeos y relatos como este y otras novedades MyBalans

0 responses on "Me derrumbo"

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Newsletter

Espalda Alegre empieza en…

Sígueme en las redes. No hay hiperactividad, te voy contando novedades pasito a pasito.